Sellados cortafuego en paso de instalaciones entre sectores de incendios

Tanto en Edificación como en Industria, en muchas ocasiones se realizan divisiones resistentes al fuego con los materiales adecuados para crear los sectores que limitan la propagación del incendio, pero se tiene mucho menos cuidado en realizar unos sellados cortafuego en el paso de instalaciones a través de esas divisiones y a efectos de un incendio, son tan importantes como la división en sí.

El DB-SI establece en el apartado de Propagación Interior en el punto 3. “La resistencia al fuego requerida a los elementos de compartimentación de incendios se debe mantener en los puntos en los que dichos elementos son atravesados por elementos de las instalaciones, tales como cables, tuberías, conducciones, conductos de ventilación, etc., excluidas las penetraciones cuya sección de paso no exceda de 50 cm²” (Se añade luego en los comentarios que para excluir las penetraciones menores de 50 cm2 estas deben estar distanciadas más de 3 m)

El problema con los sellados cortafuegos aparece ya en la elaboración del Proyecto, o no se valoran , se hace con sistemas inadecuados o de manera incorrecta. Sabemos que es complicado valorar económicamente el tamaño real de los huecos hasta que se han pasado todas las instalaciones, pero se pueden hacer estimaciones más acertadas. Al no existir partida correcta para sellados frecuentemente las constructoras y la propiedad se encuentran luego con un sobrecosto difícil de asumir.

Veamos los cuatro casos de sellados cortafuego más habituales y su posible solución:

1.- Juntas de dilatación y pequeños huecos: se suele realizar mediante Masillas o Espumas Intumescentes.

2.- Bandejas Eléctricas: el sistema más común es mediante un Panel de Lana de Roca de alta densidad recubierto posteriormente por una Pasta Refractaria, solamente en el caso de continuo trasiego de cables se recomienda el uso de Saquitos Intumescentes.

                                         

3.- Ajuste de compuertas cortafuego y Tuberías metálicas: Se usa el mismo método que en el caso anterior Panel de Lana de Roca de alta densidad recubierto por una Pasta Refractaria.

4.- Tuberías de PVC o Polipropileno: en este caso se emplea el Collarín Intumescente que es una banda de material termo-expansible recubierto por una carcasa metálica que cierra el hueco una vez fundido el material plástico.

Todas estas soluciones deben estar correctamente ensayadas según CTE para la resistencia al fuego que se requiere. La norma que regula este tipo de sistemas es la UNE-EN 1366-3:2011 “Ensayos de resistencia al fuego de instalaciones de servicio. Parte 3: Sellantes de penetración.” Muchas veces nos encontramos con productos importados que no cumplen este requisito o han sido ensayados con otras normas no homologadas por ENAC (Entidad Nacional de Acreditación).